viernes, 17 de febrero de 2012

Teenage Mutant Ninja Turtles: The Hyperstone Heist


Teenage Mutant Ninja Turtles: The Hyperstone Heist es un beat'em up de Konami para Megadrive protagonizado por las tortugas mutantes. Salió a la venta en Europa en marzo de 1993, y aunque en teoría es un título independiente, prácticamente es un clon del Turtles in Time de arcade y Super Nintendo.



Nos encontramos pues ante un juego de acción de muy buena calidad. También podremos usar a cualquiera de las cuatro tortugas ninja y con ellas avanzaremos por escenarios calcados del Turtles in Time, haciendo frente a los enemigos que se nos aparezcan, para al final enfrentarnos al jefe de fin de fase. A pesar de que este título contiene menos niveles que el Turtles in Time, las fases son bastante más largas que las del mismo. Así por ejemplo, mientras que la primera fase (Nueva York) empieza directamente en las calles de la ciudad en el Turtles in Time, en el Hyperstone Heist empezaremos primero en las cloacas, luego iremos a las calles y volveremos de nuevo a las alcantarillas, donde nos enfrentaremos a Leatherhead.



Técnicamente está muy logrado. Tiene unos gráficos muy buenos de las tortugas y de los enemigos, y los decorados están muy bien realizados. Son muy parecidos a los de Super Nintendo, y cada uno tiene sus ventajas y sus inconvenientes. Por ejemplo, mientras que los de Super Nintendo son más coloridos y brillantes y usan zooms especiales en algunos escenarios y movimientos, los de Megadrive usan más capas en los escenarios y una animación más fluida y rápida  En cuanto a la música y los efectos de sonido, son los mismos que en la versión de Super Nes, pero suenan más altos, aunque también más ásperos.



La jugabilidad es también muy alta. Las acciones de las tortugas son fáciles de realizar, se manejan muy bien y responden estupendamente al pad. Además, tiene un modo de juego más rápido que el Turtles in Time, así que ese punto negativo que tenía el juego de Super Nintendo (al que me refería ayer) ha sido reparado.



El argumento sitúa a Apil O'Neal haciendo un reportaje ante la Estatua de la Libertad. De pronto, la isla empieza a temblar después de un repentino destello de luz y el monumento desaparece. Shredder aparece en la televisión y advierte al mundo que eso solo fue una demostración del poder de la hyperstone (el tesoro de la Dimensión X) que está en su poder. Con esta piedra mágica, Shredder tiene ahora el poder para hacerse con el mundo. Las tortugas mutantes tendrán que localizar a Shredder y detenerle.








Cosa que habrá que hacer en 5 fases muy variadas. Aunque son prácticamente las mitad del juego de Super Nintendo, también son bastante más largas, así que de duración el juego cuenta con la misma. Además, todos los items de éste están presentes en el título de Megadrive, así como incluye alguna fase específica par el mismo.



En resumente, se trata de un magnífico beat'em up, a la altura del juego en que se basa. Muy recomendable.


No hay comentarios:

Publicar un comentario