miércoles, 28 de marzo de 2012

Prince of Persia (Megadrive)

Prince of Persia es un juego desarrollado y distribuido por Brøderbund para MS-DOS y Macintosh en 1989, y luego portado a distintos sistemas como Super Nintendo, Megadrive, NES o Game Boy. La versión de Megadrive fue programada y distribuida por Domark, y llegó al mercado español en mayo de 1994. Se trata de una excelente conversión que incluso supera al título original.



Estamos ante un juego de plataformas en el que controlamos a un personaje que parece extraído de "Las Mil y una Noches". El objetivo de cada uno de los niveles es encontrar las escaleras que nos den acceso a la siguiente fase, teniendo en cuenta que solo disponemos de una hora para completar el juego y que el camino estará lleno de trampas. También tenemos que ser hábiles a la hora de saltar de un plataforma a otro, si no queremos acabar ensartados en uno de los numerosos abismos con estacas que nos tienen preparados. Tenemos un número ilimitado de vidas, aunque cuando el personaje muere tendrá que empezar el nivel desde el principio, pero el contador de tiempo se reducirá considerablemente.



El apartado técnico es excelente. Los sprites del protagonista y de los enemigos están muy bien realizados, y cuentan con unas animaciones increíblemente bien realizadas, con un scroll más que correcto, y unos escenarios muy bien plasmados, aunque algo repetitivos. Los gráficos mejoran en gran medida a los del juego original. La música suena bien y está inspirada en composiciones árabes y orientales, aunque no tiene mucha variedad y puede llegar a cansar un poco. Los efectos de sonido están muy bien conseguidos, especialmente el sonido del choque de espadas y el grito del príncipe al caer en un abismo.



La jugabilidad es buena, pero requiere práctica y habilidad, porque el príncipe tiene movimientos complicados de realizar y otros hay que realizarlos muy rápido. Pese a ello, una vez que sabes lo que hay que hacer y te acostumbras al complejo manejo, se juega muy bien gracias a la rápida respuesta al pad. Además, es un juego muy largo y difícil, lo que da más vida al juego.



El juego está ambientado en la antigua Persia. Mientras que el sultán está librando una guerra en una tierra extranjera, su visir Jaffar toma el poder. El único obstáculo al trono de Jaffar es la hija del sultán. Jaffar la encierra en una torre y le ordena, bajo la amenaza de ejecución, que se convierta en su esposa. El protagonista, que ama a la princesa, es arrojado a los calabozos del Palacio. Su misión es salir de las mazmorras, llegar a la torre del palacio, derrotar a Jaffar y rescatar a la princesa en menos de 60 minutos.



Cosa que tendrá que conseguir en un total de doce fases largas y cada vez más complicadas. En cada nuevo nivel nos esperarán nuevas y más letales trampas, además de enemigos más peligrosos. Como única ayuda contamos con la espada que encontramos en el primer nivel, y con las pócimas que encontraremos en el camino. Unas nos rellenarán la vida y otras tendrán efectos sorprendentes, pero hay que tener cuidado a la hora de tomarlas, porque entre las botellas también hay algunas que contienen veneno.



En resumen, estamos ante una excelente conversión del original, una de las mejores versiones que existen de este genial juego. Muy recomendable.


3 comentarios:

  1. Saludos! Me gusta mucho la web, me quedaré :)

    Me parecen bastante cargados los gráficos, la música no la veo necesaria porque cansa en segundos y el protagonista algo hortera. Lo siento, pero me crié jugando a este juego y le tengo un cariño terrible, al original, y esto es una versión hortera y moderna e innecesariamente lavada de cara que no tendría por qué ser tan "atrevida"

    Me recuerda a las rehabilitaciones de edificios históricos que se hacen en arquitectura, carrera que estudio, que muchas veces se nota un intento de dejar huella como restaurador en lugar de ser lo más fiel posible si ya destila calidad y amor por los cuatro costados.

    Me encuentro rejugándolo y espero que no me cueste los exámenes jajaja porque nunca llegué a acabarlo de niño, y el panorama de videojuegos de hoy en día, para alguien sin posibilidad ni ánimos de gastarse tantos euros en televisores y consolas tan caras, es desalentador, porque la magia de los juegos actuales no la merece, bajo mi punto de vista.

    Me palpita más la pepita planeando acabar Loom, este Prince of Persia y un largo etcétera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, el aspecto te podrá gustar más o menos, pero es evidente que en cuanto a calidad gráfica este juego es superior, aunque es normal habiendo salido tantos años más tarde. Y además el control lo veo algo menos tosco. Luego está la versión de Super Nintendo, que es bastante diferente al original al incluir zonas más largas y nuevos niveles.

      Eliminar
  2. Es superior pero es que no lo puedo argumentar, estoy enamorado del original, y punto. Y a lo mejor si pruebo el de SNES me mola un montón al cabo de unos minutos, pero estoy enganchadísimo desde hace días al original porque nunca llegué a acabarlo.

    Recuerdo tener 4 o 5 años y pedir a mi padre que me dejara un ratito jugar, con el ordenata de 133 o 300 MHz que tenía en la tienda jajaja que coñazo debí ser

    Como dije antes, genial blog, no sé como no lo descubrí antes. Enhorabuena! Me lo empaparé estos días

    ResponderEliminar