miércoles, 25 de abril de 2012

Master of Darkness (Master System)

Master of Darkness es un juego programado por SIMS y publicado y distribuido por Sega para Master System y Game Gear en 1992. La versión de Master System salió al mercado europeo en diciembre de 1992, con la forma de un juego de plataformas y acción con evidentes influencias de la saga Castlevania.




Como en los juegos de Konami, controlamos a un cazavampiros que tendrá que recorrer escenarios plagados de enemigos sacados directamente de la literatura y el cine de terror. Cada fase contará con tres niveles, el último de los cuales concluirá con el enfrentamiento con el jefe final de fase. Las fases son variadas, aunque también es cierto que algunos elementos se repiten y el estilo de juego en ocasiones se hace repetitivo. Para enfrentarnos con los enemigos disponemos del arma principal y del arma secundaria. Esta última se activa pulsando arriba y el botón de ataque. Al igual que los Castlevania, en las paredes hay objetos que podemos golpear y de los que caerá un útil item.



El apartado técnico, sin estar en un nivel muy alto, cumple bien con su cometido. El diseño de protagonista y enemigos es correcto, además de que la animación del protagonista al caminar o disparar está bien realizada, aunque sin duda lo mejor son los escenarios, que recrean bien el ambiente gótico y tenebroso que recorremos, aunque en ocasiones se acusa la repetición de algunos elementos. En cuanto a la música, son variadas y, dentro de lo que cabe para tratarse de una Master System, suenan bien. Los efectos de sonido son más flojos, pero acompañan bien a la acción.



En cuanto a jugabilidad, el control del protagonista es sencillo, así como la realización de sus ataques especiales, y la respuesta a las órdenes que le demos por medio del pad es bastante rápida. Además es un juego bastante largo, aunque la dificultad no alcanza los altos índices de la saga Castlevania.



En el juego interpretamos a Ferdinand Social, un cazavampiros solitario que investiga varios asesinatos en el Londres del siglo XIX. En un primer momento sus investigaciones lo llevan a enfrentarse al mismísimo Jack el Destripador, pero luego se da cuenta de que quien realmente está detrás de los asesinatos perpetrados por Jack es el mismísimo Drácula, que ha elegido Londres como ciudad para su regreso al mundo de los mortales. La misión de Ferdinand será acabar para siempre con el temible vampiro.



Tendrá que conseguirlo en un total de 5 fases, que a su vez contienen tres niveles cada una, excepto la última que solo tiene uno. Para ayudarnos contamos con los items que caen al golpear las caras que flotan en el aire. Estos serán armas primarias como el cuchillo y el hacha, armas secundarias como bombas o estacas, corazones que incrementan el número de usos de las armas secundarias y pócimas que nos rellenan la barra de vida. Lo de los corazones recuerda ya terriblemente al Castlevania.



En resumen, un buen juego de acción que, aunque no es tan bueno como un Castlevania, sí es bastante entretenido y a nivel técnico iguala o supera a los Castlevania de NES. Recomendable.


No hay comentarios:

Publicar un comentario