viernes, 10 de agosto de 2012

Eternal Champions: Challenge from the Dark Side

Eternal Champions: Challenge from the Dark Side, también conocido como Eternal Champions 2 o Eternal Champions CD, es un juego programado, publicado y distribuido por Sega para Mega CD en 1995, llegando al mercado europeo en diciembre del mismo año. Secuela del gran y por muchos incomprendido Eternal Champions de Mega Drive, nos encontramos ante un excelente juego de lucha que supera en mucho al título original, no limitándose a un simple copia del título de 16 bits como sucede como muchos juegos aparecidos en Mega Drive y Mega CD.




Todos los aspectos del título original están mejorados, desde el número de luchadores hasta la propia jugabilidad. Algunos detalles han variado, como el uso de magia al realizar los ataques especiales, que se ha visto reducido, lo que nos permite usar más ataques especiales antes de que se agote la magia. A los personajes de la primera parte se añaden algunos nuevos con su respectivo escenarios, a la vez que también nos encontramos con un mayor número de golpes especiales y movimientos finales. Entre estos últimos destacan las "vendettas" y los "cinekills", que solo pueden realizarse en el último round y cuando el oponente está aturdido y con el 20 por ciento o menos de su barra de vida. Se mantienen los movimientos fatales de la primera parte, pero ganan en nivel de gore, viéndose en esta ocasión más sangre y vísceras. Sin duda, el movimiento fatal más espectacular es el cinekill, en el que vemos una secuencia de vídeo en la que el Dark Champion supuestamente imita el miedo más grande de la víctima. Las vendettas se realizan con una secuencia de botones, al estilo Mortal Kombat. El resto de ataques finales se realizan de forma parecida a la primera parte, es decir, golpear al rival en un lugar concreto de un escenario determinado.



El apartado técnico es genial, mejorando muchísimo en lo visto en el juego de Mega Drive, que ya era muy bueno. Los luchadores tienen un enorme tamaño y cuentan con excepcionales animaciones, que gracias a su gran número de movimientos especiales tienen muchos cuadros de animación. Los escenarios son variados, coloridos y detallados y están cuidados hasta el más mínimo detalle. También destacan las escenas de video de los cinekills y de la introducción del juego. La banda sonora está a la altura de otros juegos de Mega CD con melodías bien compuestas y de calidad CD junto con unos estupendos efectos sonoros, donde destacan las voces digitalizadas.



La jugabilidad es muy alta. Aunque cada personaje cuenta con una variedad de movimientos especiales bastante alta, estos no son excesivamente difíciles de realizar, aunque es aconsejable usar el pad de seis botones. La respuesta a las órdenes del pad es muy buena, y a esto hay que añadir un plantel de luchadores aceptable y, aunque la dificultad del juego ha bajado algo con respecto al primer Eternal Champions, todavía esta sigue siendo alta, sobre todo para el jefe final del juego.




Como el primer juego, Eternal Champions: Challenge from the Dark Side sigue la historia de Eternal Champion, que sintió que el equilibrio del universo y el tiempo habían sido perturbados por las muertes de personas claves que habían sido destinadas a cambiar el mundo para un bien mayor. Para restaurar el equilibrio organizó un gran concurso en el que al ganador se le concedería el don de una vida nueva, lo que les permitiría cumplir su destino legítimo.


En este segundo capítulo se revela que el eterno campeón tiene una contrapartida malvada, el Dark Champion. El Dark Champion aparece y declara que él también va a participar en el torneo, y que él ha ocultado a cuatro guerreros más, impidiendo que el torneo realmente se celebre. Los concursantes no sólo deben alcanzar los objetivos del Eternal Champion sino que también se enfrentan al Dark Champion, si quieren que sus vidas les sean devueltas.



El juego cuenta con un total de 13 luchadores seleccionables más la nada despreciable cifra de nueve luchadores secretos que previamente habrá que desbloquear. Otro detalle curioso del título que nos ocupa es que, a diferencia del Eternal Champions de Mega Drive, en esta ocasión también hay personajes que se podrían denominar como villanos o malos, pero incluso estos luchadores tienen potencial para afectar a la historia de forma positiva, a posta o indirectamente, como resultado de sus acciones.



En definitiva, un excelente juego de lucha que mejora muchísimo en todos los aspectos a su primera entrega, que en mi opinión ya era un título muy a tener en cuenta. Obra maestra.


5 comentarios:

  1. Vale, reconozco que el juego está muy bien, es como jugar a la versión extendida del Eternal Champions de Mega Drive, pero yo me quedo con el original. El mayor número de jugadores, los "fatalities" y demás parafernalia no me parece suficiente, joder el Mega CD no se puede surtir de refritos de juegos de Mega Drive, aunque sean versiones mejoradas, debe contar con sus propios títulos y aprovechar las características de su hardware. Lo dicho, muy bueno pero lo esencial ya estaba en el de Mega Drive.

    Saludos.

    http://blogs.gamefilia.com/robotnik16

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí, en cambio, este título me parece muy superior al juego de Mega Drive, que para mí es también un magnífico e incomprendido juego de lucha.

      Eliminar
  2. Totalmente de acuerdo Isaac,el Eternal Champions CD es muy superior al Eternal de Megadrive,es superior en todo graficos,opciones,musica,novedades... tiene mas de todo y mejor.No tiene dos luchadores como mucha gente piensa.
    El Eternal Champions es un juego que tecnicamente para mi es lo mejor que hay en 16 bits,unos sprites enormes,rapido,buenos escenarios que si no fuese por lo vacios que estan seria la repera.
    Al Eternal le paso una cosa,salio en un momento que todos flipabamos con Street Fighter y este juego es muy,muy diferente y mucha gente no le cogio el rollo.
    Es muy buen juego,sobre todo este hay que darle tiempo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es exactamente lo que le pasó al juego, que la gente se esperaba un Street Fighter más cuando su jugabilidad es muy diferente y bastante más exigente. Me permite añadir un cambio más en este juego de Mega CD, y es que es mucho más sangriento que el de Mega Drive.

      Eliminar
  3. En una epoca que todo juego de lucha que salia copiaba un 80% de Street Fighter que salga un juego tan original es de reseñar.
    Lo unico que le gana el Eternal Champions de Megadrive al de MegaCd es la portada de la caratula,parami la de Megadrive sera de lo mejor de ahi, el de megacd es feisimo

    ResponderEliminar