martes, 16 de abril de 2013

Goldeneye 007

Goldeneye 007 es un juego programado por Rare y publicado y distribuido por Nintendo para Nintendo 64 en 1997, llegando al mercado europeo en noviembre del mismo año. Se trata de un excelente juego de acción en primera persona basado en la película de James Bond Goldeneye, protagonizada por Pierce Brosnan, y que introdujo algunos elementos originales, entre ellos un alto nivel estratégico que hará imprescindible no atacar a los malos sin ton ni son.



Mientras que en otros juegos de este estilo lo único que había que hacer era arrasar con todo y buscar la salida que nos llevaría al siguiente nivel, en esta ocasión no llega con eso. En Goldeneye 007 antes de buscar el acceso a la siguiente fase tenemos que cumplir una serie de misiones y objetivos, que varían en función del nivel de dificultad escogido. Además, a diferencia de los cánones por entonces del género, en ocasiones no es aconsejable salir directamente a abatir enemigos, siendo mucho más aconsejable usar técnicas de sigilo y de camuflaje. En esto también influye el hecho de que a los enemigos se les ha dotado de una IA importante, siendo capaces de escuchar nuestros disparos, ver a sus compañeros caídos o activar una alarma. Cuando la alarma empieza a sonar, el número de enemigos se verá aumentado de forma importante, lo que hace peligrar el éxito de la misión. Disponemos de dos modos de juego, el principal y el multijugador, en el que pueden participar de dos a cuatro amigos.



El apartado técnico está muy bien. Los gráficos son bastantes espectaculares, con personajes muy bien realizados, con estupendas animaciones y que se mueven con soltura. Los escenarios son variados y detallados, con una sensación 3D total y con una espléndida ambientación. La banda sonora está extraída directamente de la película y está ejecutada con maestría, mientras que los efectos de sonido también son sobresalientes, con los estruendos de las explosiones, los gritos de los enemigos y en general todas las voces digitalizadas de un nivel altísimo.



En cuanto a la jugabilidad, el control del protagonista es muy sencillo y todos los movimientos, acciones, tácticas y demás que puede realizar el agente secreto resultan muy fáciles de realizar, a lo que se une una estupenda respuesta a las órdenes transmitidas por mediación del pad de control. Además, el número de niveles es muy decente y su dificultad ajustada. La novedades que introdujo en este género tan trillado son bastante interesantes.



20 son las fases a las que tendrá que enfrentarse James Bond en misiones de todo tipo. Por supuesto que contamos con multitud de items para hacer más llevaderos los objetivos que debemos cumplir en cada una de las fases. Los más importantes serán las diferentes armas, que incluyen pistolas, ametralladoras, lanzacohetes y demás aparatos de destrucción. Pero también contamos con otros instrumentos para diferentes actividades, como el decodificador de claves de puertas o la microcámara. Por supuesto que no faltarán los obligados items para recuperar vitalidad.



En definitiva, un excelente juego de acción en primera persona para Nintendo 64, novedoso en su momento por introducir en el género un cierto elemento estratégico y la obligación de cumplir misiones para poder superar una fase. Obra maestra.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada