domingo, 4 de agosto de 2013

Dynamite Headdy (Game Gear)

La versión de Dynamite Headdy para Game Gear fue programada por Minato Giken y publicada y distribuida por Sega en 1994, y llegó al mercado europeo en enero de 1995 en forma de una correcta conversión del original de Mega Drive, aunque debido a las limitaciones de la consola no pudo conseguirse una conversión 100 % similar, al contrario de lo que sucedió con Gunstar Heroes, otra joya de Treasure, que su paso a Game Gear parece casi un calco de la de Mega Drive.



Como en el juego original, tenemos que guiar al protagonista por escenarios variados para al final de cada fase enfrentarnos a un jefe final que requiere de una estrategia diferente. El personaje principal mantiene su capacidad de lanzar su cabeza en cualquier dirección que se le antoje, y también es capaz de transformar su cabeza si recoge el item indicado, pudiendo con esto adoptar diferentes formas y habilidades. Sin embargo, a pesar de que el diseño de los niveles está inspirado en la versión de Mega Drive, la verdad es que estos están bastante simplificados y faltan muchos de los alucinantes efectos que nos sorprendieron en la 16 bits de Sega, y además algunos de los jefes finales son diferentes. Un ejemplo es la sección de la segunda fase en la que con una de las cabezas el protagonista se convierte en diminuto, lo que le permite avanzar por un camino estrecho. Esa parte en esta versión de Game Gear ha sido totalmente eliminada, al igual que otras partes que por características de la máquina no ha sido posible introducir en esta versión.



El apartado técnico es muy bueno. Aunque gráficamente no se puede comparar con el original, para ser una Game Gear resultan muy espectaculares. Por un lado destaca el sprite de Headdy, que resulta muy parecido al de Mega Drive y cuenta con unas animaciones muy buenas, mientras que lo mismo suceden con los diferentes enemigos, y aunque muchos de los jefes finales son diferentes, también están muy bien realizados. Los escenarios son variados, detallados y originales, como corresponde a un personaje como este. Sin embargo, faltan la mayoría de los efectos que tenía el original, que incluían rotaciones y deformaciones. Las melodías son variadas y animadas, y muy parecidas a los originales, mientras que sin duda lo más flojo son los efectos de sonido, aunque tampoco son molestos.



En cuanto a jugabilidad, hay que destacar que estamos un juego en el que el protagonista goza de un control muy sencillo que implica acciones y movimientos muy fáciles de realizar y una estupenda respuesta a las órdenes transmitidas por el pad de control, siendo en este aspecto muy parecido a la versión original de Mega Drive. A pesar de que el desarrollo no es exactamente igual al de la versión original, hay que decir que cuenta con un decente número de fases y una dificultad que puede llegar a ser bastante elevada. Se compone de un total de 14 niveles de dificultad progresiva con items similares al original, es decir, elementos para recuperar vida o las diferentes cabezas, entre las que se incluyen las aspiradora, la que nos da más velocidad o la que nos hace dormir, que también nos recupera vida, pero mientras dormimos estamos indefensos ante los enemigos.



En definitiva, un estupenda versión del Dynamite Headdy de Mega Drive para Game Gear que, a pesar de no haber sido tan redonda como sí sucedió con la conversión de Gunstar Heroes, estamos ante uno de los grandes plataformas de la portátil de Sega. Muy recomendable.


No hay comentarios:

Publicar un comentario