domingo, 22 de septiembre de 2013

Metal Morph

Metal Morph es un juego programado por Origin Systems y publicado y distribuido por FCI para Super Nintendo en 1994, limitándose en exclusiva al mercado norteamericano. Se trata de un decente juego de acción que conjuga con acierto la jugabilidad de un run and gun con la de un juego de exploración, además de incluir niveles de simulación de nave espacial.



En los niveles de pura acción, debemos guiar a nuestro héroe por cada uno de los escenarios buscando básicamente la salida, pero también tenemos que cumplir ciertos requisitos antes de poder atravesar la salida y llegar después a nuestra nave. En estos niveles tenemos que ir acabando con los diferentes enemigos a tiro limpio, y para esquivar a los enemigos antes de que nos liquiden, además de poder colarnos por tuberías, podemos metamorfosearnos en una sustancia líquida parecida al mercurio. El otro tipo de niveles a los que debemos enfrentarnos son a los del tipo simulador, en el que vemos la nave que pilotamos desde atrás mientras avanzamos hacia el objetivo y en el que debemos ir dstruyendo los enemigos que nos atacan sin cesar antes de que ellos lo hagan con nosotros. Este tipo de fases, que usan para el efecto de el avance de la nave el famoso modo 7 de Super Nintendo, puede recordar ligeramente a Starwing, aunque no nos lleguemos a engaño, estos niveles son muy inferiores en calidad al gran simulador.



El apartado técnico no es demasiado brillante, pero tampoco es malo. El sprite del protagonista es algo pequeño y tampoco tiene un diseño impresionante, pero tampoco es malo y sus animaciones son correctas, y además los enemigos son variados y numerosos, mientras que los escenarios sin ser nada del otro mundo resultan detallados y bien ambientados. Por otro lado, visualmente las fases de naves resultan espectaculares, pero el movimiento es un poco brusco y no está bien conseguido el acercamiento de las naves. Por otro lado, las melodías son variadas y no están mal, y los efectos de sonido son escasos, pero los que hay están bien plasmados.



La jugabilidad del cartucho no está nada mal, aunque eso solo es aplicable a las fases de acción, porque las de naves son más exigentes. En la parte de run'n gun se nos muestra un control sencillo en el que las diferentes acciones son muy fáciles de realizar, pero el control de las fases de naves, aunque las acciones a realizar tampoco son difíciles, tiene el problema de que saber si estamos al mismo nivel que los enemigos es complicado, y también la brusca forma en que aparecen los enemigos nos puede confundir, pero en cualquier caso la respuesta a las órdenes del pad es muy buena en las dos formas de jugar. Por otra parte, el juego tiene una extensión decente y una dificultad muy elevada que además es progresiva.



En el año 2214, la Tierra ha contactado con otra dimensión, conocida como Otherside. Como embajador, deciden enviar a Metal Morph, un ser fabricado con metal viviente porque él es el único que puede sobrevivir al  viaje interdimensional. La gente de la tierra ha creado una Hiper Puerta que conecta las dos galaxias. Al llegar al destino extraterrestre, Metal Morph rápidamente es emboscado y es llevado a un laboratorio alienígena para estudiarlo y asi conseguir ellos mismos viajar a través de la Hiper Puerta. Rápidamente, Metal Morph se escapa y huye hacia su nave. Como items de ayuda para poder huir contamos con diferentes armas y objetos defensivos como escudos que duran un tiempo limitado y que nos hacen invulnerables, además de vidas extra.



En definitiva, un discreto juego de acción para Super Nintendo que puede llegar a ser entretenido, aunque hay alternativas mucho mejores en la consola. Recomendable, aunque si no te gusta tampoco es extraño.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada