domingo, 22 de junio de 2014

Patapon

Patapon es un juego programado por Pyramid, producido por Japan Studios y publicado y distribuido por Sony para PSP en 2007, saliendo a la venta en Europa el 22 de febrero de 2008. Se trata de la primera entrega de una serie de juegos exclusivos para la portátil del que salieron de la que salieron tres juegos. Como el resto de la trilogía, nos encontramos ante un excelente juego rítmico de aventuras en la que interpretamos a un dios.



Nuestra misión es guiar a unas criaturas conocidas como Patapon en cada uno de los niveles del juego, indicándoles lo que hacer a través del ritmo de un tambor, el cual tocamos con los cuatro botones de la portátil, correspondiendo cada botón a un ritmo diferente. De este modo, el ritmo más básico que podemos emplear es el que los hace avanzar, que es pulsando cuadrado, cuadrado, cuadrado y círculo (Pata, Pata, Pata, Pon), pero a medida que avanzan los niveles iremos aprendiendo otros nuevos, como el de ataque (Pon, Pon, Pata, Pon) o el de defensa (Chaka, Chaka, Pata, Pon). Todos estos comandos hay que introducirlos con un ritmo constante o no surtirán efecto. Si conseguimos introducir varios ritmos diferentes de forma consecutiva, los Patapon entrarán en lo que se llama "Estado Febril", en el que dará la impresión de que se vuelven locos y actuarán de forma automática. Esto muchas veces nos beneficiará, pero otras muchas también resultará perjudicial porque no siempre harán lo que más nos conviene. El objetivo de cada nivel es ni más ni menos que llegar al final del recorrido, aunque en el camino nos encontraremos con enemigos u obstáculos, pudiéndose destruir los primeros y la mayoría de los segundos con el ritmo de ataque. Al final de cada fase, se repartirán entre los miembros Patapon que hayan participado puntos de experiencia que les pueden hacer subir de nivel. Del mismo modo, también podemos conseguir nuevas armas y elementos defensivos con los que equipar a nuestros soldados, así como reclutar a nuevos miembros que nos ayuden en nuestra sagrada misión. También es posible visitar niveles ya superados para prepararnos para una fase más larga o difícil.



El apartado técnico es muy bueno. Gráficamente es precioso y muy original, con nuestros Patapon en forma de sombras muy parecidas entre sí, pero al mismo tiempo reconocibles unos de otros por algún detalle, y además tienen un aspecto gracioso y muchos los considerarán adorables, incluidos los Patapon enemigos. También habrá monstruos enormes, pero todos ellos también se mostrarán como sombras. Los escenarios son variados y detallados, y da la impresión de que están dibujados a mano y coloreados de forma bastante surrealista con tonos anaranjados, verdosos o violetas, y además están dotados de una gran belleza. Música hay poca, pero la que suena en los menús está muy bien. En el desarrollo de los niveles se limita a un ritmo constante con un charles para ayudarnos a mantener nuestro ritmo y algún instrumento ocasional, pero todo muy suave, pero que queda tremendamente bien. Los efectos de sonido son mucho más variados, detacando el sonido del tambor y las voces de los Patapon, que muchas veces acaban en música porque casi siempre acaban cantando.



En cuanto a la jugabilidad, hay que decir que el juego muestra una mecánica y un control intuitivos y muy sencillos, permitiendo que aprenderse y hacer todos los ritmos necesarios para guiar a los Patapon en su aventura resulte de lo más fácil y cómodo, a lo que hay que añadir una muy buena respuesta a los botones de la portátil, cosa que además es muy importante en este juego para mantener bien el ritmo. Por lo demás, tiene una extensión bastante respetable y una dificultad progresiva, haciéndose más alta conforme superamos misiones y llegamos a otras nuevas.



La aventura comienza cuando la tribu conocida como Patapon viaja a la Tierra a cumplir su misión: ir al confín de la tierra a ver ESO, siempre apoyados por su dios, conocido como Ser Supremo, que los motiva a base de golpes de tambor. Aprovechando esta situación, el malvado pueblo de Zigoton ha aprovechado su ausencia para ocupar sus dominios, impidiéndoles que puedan llegar al confín de la Tierra. Ante este problema, los Patapon viajan en busca del Ser Supermo. El jugador es el dios motivador que debe guiarlos al confín de la tierra.



En definitiva, una auténtico juegazo para PSP, un juego de aventuras rítmico muy original y divertido, siendo uno de los juegos más divertido que he probado del catálogo de la portátil de Sony. Obra maestra.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada