sábado, 6 de septiembre de 2014

Psycho Pinball (Mega Drive)

Psycho Pinball es un juego programado, publicado y distribuido por Codemasters para Mega Drive en 1994, siendo un año más tarde portado a PC. La versión original, que salió en exclusiva para el mercado europeo, es un maravillo juego de pinball que además es uno de los mejores juegos del género disponibles para la consola de Sega, junto con los también brillantes Dragon's Fury y Crüe Ball.



El juego consta de cuatro mesas temáticas, Wild West (sobre el lejano oeste americano), Trick or Treat (sobre Halloween), The Abyss (sobre la profundidades del mar del Caribe) y Psycho, que nos muestra una especie de parque de atracciones. Mientras que las tres primeras mesas son mesas normales, aunque con sus propias características, no se puede decir lo mismo de la cuarta. Está conectada al resto de mesas a través de ciertos saltadores y después metiendo la bola en una de las tiendas. Al hacer esto la bola continúa en la otra mesa, volviendo después a caer de la tienda donde había entrado en Psycho. Cada mesa cuenta con sus propias características. Así, Wild West es una mesa abierta con pocos obstáculos, de manera que es más difícil hacer altas puntuaciones que en las demás mesas, mientras que Trick or Treat es todo lo contrario, y The Abyss es la única mesa de las disponibles que tiene dos niveles de juego. A parte de esto, cada mesa, excepto Trick or Treat, cuenta con un minijuego que se aleja bastante de los que es un pinball, siendo más bien pequeñas pruebas tipo puzzle o de plataformas.



El apartado técnico es muy bueno. Gráficamente contamos con un nivel visual impecable gracias a unas mesas coloridas y muy bien diseñadas, dotadas de unos diseños muy buenos y realistas que casi hacen que parezca una mesa de verdad, y lo mismo podemos decir de las físicas de las bolas, que se mueven con un gran realismo. Contamos además con unas melodías muy apropiadas y que suenan de maravilla, unidas a unos efectos de sonido numerosos y muy bien realizados.



Pasando al tema de la jugabilidad, hay que decir que la mecánica y control del juego son tan sencillos e intuitivos como todo buen pinball que se precie, y el movimiento y físicas tan buenos que tiene la bola hacen que manejar las distintas partes de las mesas resulte muy fácil, a lo que hay que añadir una muy buena respuesta a las órdenes del pad. También contamos con una buena longitud del juego, porque cada mesa tiene sus propios objetivos y misiones, unida esta duración a una dificultad bien ajustada y que depende de nuestra habilidad, pero de todos modos es un juego muy divertido y los diferentes minijuegos dan variedad al conjunto.



En definitiva, uno de los mejores pinball para Mega Drive, que se traduce en un juego de una excelente calidad que encantará a todo tipo de jugadores. Obra maestra.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada