martes, 3 de marzo de 2015

Burning Rangers

Burning Rangers es un juego programado por Sonic Team y publicado y distribuido por Sega para Sega Saturn en 1998, llegando al mercado europeo en junio del mismo año. Se trata de un muy buen juego de acción y plataformas en 3D que aprovecha al máximo las capacidades de la consola en lo que son gráficos poligonales y tridimensionales.



En el desarrollo de los niveles se nos asignarán varias misiones, tratándose la mayoría de ellas de acabar con los enemigos presentes y rescatar civiles, pudiendo elegir entre dos personajes diferentes. Para poder cumplir con su misión, disponemos de armas de fuego para el ataque y de un jetpack que nos permite volar durante un corto periodo y que podemos emplear para superar obstáculos o para alcanzar zonas inaccesibles de un salto. A lo largo de la misiones seremos testigos de explosiones e incendios que debemos apagar gracias a nuestro armamento. Al conseguir apagar un fuego aparecerá un cristal que podemos usar para teletransportar a un civil un sitio seguro, así como para proteger al jugador. Cuando somos alcanzados por una explosión o el ataque de un enemigo, perderemos los cristales que llevamos, perdiendo una vida si nos golpean cuando no llevamos cristales. También se acabará el juego si el nivel de fuego del nivel es demasiado alto.



El apartado técnico está muy bien. Los modelos poligonales de los personajes y de los enemigos están muy bien realizados, habiendo además grandes jefes finales y multitud de espectaculares efectos especiales para las explosiones, los fuegos y los disparos. También destacan los escenarios, que resultan variados y detallados, con una soberbia calidad 3D, siendo posiblemente de los mejores escenarios en 3D de la consola. Disponemos a su vez de una buena banda sonora con melodías apropiadas para cada situación y multitud de efectos de sonido de una calidad sobresaliente.



En cuanto a lo que es la jugabilidad en sí, el juego tiene una mecánica bastante original, porque parte de la idea del juego es tener que apagar incendios y rescatar civiles, algo así como un The Firemen en 3D, además de un control que aunque complejo no se hace pesado ni molesto y que permite realizar las acciones de los protagonistas fácil y cómodamente, a lo que hay que añadir una buena respuesta al pad. También tiene una extensión interesante y una dificultad bien ajustada que tira a elevada.



El juego se desarrolla en una sociedad futurista en la que el fuego es uno de los pocos peligros principales restantes. Los Burning Rangers son un grupo de élite de bomberos que se ha formado para ayudar a enfrentarse a este tipo de emergencias. En El juego tomamos el control de uno de los dos nuevos reclutas, Shou Amabane y Tillis, que deben luchar a través de edificios en llamas y rescatar a los civiles.



Resumiendo, un muy buen juego de acción en 3D para Sega Saturn, siendo uno de los mejores logros técnicos en 3D de la consola y un juego muy divertido. Muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada