sábado, 20 de junio de 2015

Truxton (Mega Drive)

Truxton, conocido en Japón como Tatsujin, es un juego programado por Toaplan y publicado y distribuido por Taito para recreativa en 1988, siendo portado más tarde a Mega Drive y TurboGrafx-16. La versión de la máquina de Sega llegó al mercado europeo en 1990 como una excelente versión del original de recreativo, encontrándonos con un fantástico shoot'em up de scroll vertical, siendo quizás uno de los grandes del género en Mega Drive, una consola que no es precisamente coja en matamarcianos.



Como es habitual en este tipo de juegos, controlamos a una nave que en todo momento viaja verticalmente hacia arriba, y nuestra misión será destruir a todo enemigo que aparezca en pantalla e ir esquivando los proyectiles que nos lancen para al final de cada nivel enfrentarnos a un terrible jefe de fin de fase, habiendo por el camino algún que otro subjefe. Nuestra nave empieza con un arma básica, pero a base de power-ups podemos ampliarla, o directamente conseguir armas nuevas. Por supuesto, también contamos con ataques especiales limitados que destruyen a todo enemigo presente en pantalla y que hacen mucho daño a los jefes. Una cosa curiosa del juego es que no hay separación entre fases, solo sabiendo nosotros el nivel en el que nos encontramos por la cifra que pone en STAGE.



El apartado técnico está muy bien. Gráficamente supone un paso atrás con respecto a la recreativa, pero se mantiene fiel y en general resulta impresionante gracias a un buen diseño de la nave, de los variados enemigos y los enormes jefes finales, además de los impresionantes efectos para disparos, explosiones y ataques especiales, siendo estos estos últimos especialmente espectaculares. Por otro lado, los escenarios recorridos son variados y detallados y dotados de una muy buena ambientación. El juego cuenta con una banda sonora bastante buena con melodías muy bien compuestas y con gran calidad de audio (aunque no hay demasiada variedad), además de efectos sonoros contundentes y de muy buena calidad.



Entrando ya en la jugabilidad, hay que decir que es un juego con una la mecánica típica de un shoot'em up vertical de los buenos, siendo divertido y adictivo, además de que goza de una magnífico y sencillo control sobre la nave protagonista, respondiendo además perfectamente a las órdenes que tenemos que transmitirle por medio del pad. El juego cuenta con una extensión decente y la dificultad del juego, como es habitual en el género, es bastante alta. Además, el juego una vez se termina vuelve a empezar desde la fase dos en un total de 5 vueltas, pero a diferencia del arcade esta versión incluye un final diferentes por cada una de las cinco vueltas.



En resumen, una excelente conversión del original de recreativa para Mega Drive, resultando en ser uno del os grandes exponentes del género en la consola. Obra maestra.

7 comentarios:

  1. Uno de los grandes shoot em up de Megadrive juegazo,busco uno a buen precio de paso jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un juegazo como la copa de un pino. A ver si tienes suerte, que el juego es bastante caro.

      Eliminar
  2. Pues si es una conversiòn para recreativa, entonces me lo apunto para el Mame, xd.

    El estilo del dibujo de tapa me recuerda al de Mega Turrican.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El de Mame es muy buena opción, por supuesto.

      Eliminar
  3. Ni el más acérrimo nintendero podrá negar la superioridad de Mega Drive con respecto a Snes. Este Truxton es uno de los grandes del género para la 16 bits de Sega, aunque puede que por debajo de algún que otro título como Thunder Force IV o Eliminate Down... o tal vez, incluso al mismo nivel...

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Cuando hablaba de la superioridad de Mega Drive con respecto a Snes, me refería a juegos de este tipo... globalmente, eso ya es otra cosa...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, desde luego que MD gana en SNES en cuanto a matamarcianos se refiere, aunque SNES tenga también grandes exponentes del género.

      Eliminar