martes, 3 de noviembre de 2015

Uncharted Waters (Super Nintendo)

Uncharted Waters es un juego programado, publicado y distribuido por Koei paa MSX en 1990, saliendo también poco después, hacia 1991, en NES. El juego fue portado a otros sistemas entre los que destacan el port de Super Nintendo y el de Mega Drive. La versión de Super Nintendo, como las demás programada y publicada por Koei, llegó al mercado norteamericano en enero de 1993 como una fiel versión del original, en cuanto a su espíritu, por lo que nos encontramos ante un muy buen juego de aventuras y simulación de la vida marinera.



Esta es la primera entrega de la popular saga Uncharted Waters, y en ella se combinas elementos de aventura, simulación marítima y rol, aunque este último es básicamente porque en las diferentes poblaciones pasaremos a una vista cenital en la que podemos mover al protagonistas a nuestro antojo o hablar con diferentes personajes. El objetivo final del juego es restaurar la gloria pasada de la familia del protagonista y cumplir sus sueños. Para esta primera aventura de la saga, solo hay tres naciones representadas: Portugal, España y el Imperior Otomano, pero también hay otros puertos más o menos neutrales en los que podemos invertir y a su vez hacerlos parte de la esfera de influencia de Portugal, que es la patria del protagonista. Además de todo esto, también podemos descubrir puertos desconocidos, combatir contra barcos mercantes y contra piratas en alta mar, y con su derrota se incrementará la fama del protagonista, lo cual le permite cumplir misiones encomendadas por el rey de Portugal y conseguir títulos nobiliarios.



El apartado técnico está bastante bien. Gráficamente es bastante vistoso, porque además de que nuestro héroe y los diferentes personajes y barcos que nos vamos a encontrar están bien diseñados y animados, los diferentes escenarios en forma del mar, islas y ciudades que vamos a visitar presentan una buena variedad y un buen nivel de detalle, además de que el colorido está muy bien empleado. Las melodías que nos acompañan están bien compuestas y propician a la ambientación general del juego, mientras que los efectos de sonido son mucho más simples pero suficientes para un juego como este.



La jugabilidad es otro factor a tener en cuenta de este juego, pues se nos presenta una mecánica muy original, que toma prestados elementos de aventuras y de otros juegos de navegar como el genial Pirates! Gold, y además contamos con un control muy sencillo y con menús interactivos ciertamente intuitivos y fáciles de usar. Además, la aventura se puede hacer muy larga y tiene un nivel de dificultad bien ajustado, aunque es un juego que precisa de aprendizaje.



El jugador asume el papel de León Franco, el joven y ambicioso hijo de una familia noble que cayó en desgracia en Portugal. El objetivo en el videojuego es restaurar la gloria pasada de su familia y cumplir los sueños de León.



Resumiendo, una muy buena versión para Super Nintendo de este clásico de aventuras y simulación de navegación, siendo un juego muy entretenido y adictivo. Muy recomendable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada